Dulce de Kiwi

  • Bizcocho de Kiwi

  • Mermelada de Kiwi

  • Batido de Kiwi

  • Tarta de Kiwi

  • Dulce de Kiwi


  • "Dulce de Kiwi"

    Dulce de Kiwi



    Aprende a elaborar en casa un estupendo dulce de kiwi. Te detallamos la receta paso a paso y te damos los mejores consejos para que te salga lo mejor posible.

    Ingredientes:

    - Un kilo de kiwis
    - 750 gramos de azúcar

    
    Preparación:

    Para hacer esta receta de dulce de kiwi vamos a comprar unos buenos kiwis en el supermercado, que estén más bien maduros, así estarán más blandos y menos ácidos. Y empezamos la preparación pelando bien los kiwis, los partimos en mitades y les quitamos la parte blanca del centro, que suele estar un poco más dura que el resto. Troceamos bien el resto de la pulpa, en trocitos o en rodajas, como cada uno prefiera, y los echamos en un recipiente amplio.

    Agregamos el azúcar al mismo recipiente, removemos bien para que se reparta por todos lados, y dejamos que el azúcar se vaya fundiendo con el jugo que va soltando el kiwi, y se vaya formando una especie de gelatina. Dejaremos en la nevera al menos un par de horas para que el kiwi tome bien el sabor del azúcar y se disuelva bien la misma, incluso más tiempo si no tienes prisa por acabar de hacer la receta.

    A continuación cuando hayamos dejado reposar bien la mezcla, la vertemos en un cazo de buen tamaño y ponemos a calentar a fuego lento, removiendo de vez en cuando. Mantendremos al menos unos 50 o 60 minutos a fuego suave, así poco a poco el kiwi se irá deshaciendo y la mezcla irá espesando a medida que eso ocurra. Hay que remover de vez en cuando para que no se pegue la mezcla en la olla.

    Pasado este tiempo, el dulce de kiwi deberá estar en su punto, así que apartamos del fuego y metemos en caliente en el recipiente o tarros donde vayamos a guardarlo. Lo ideal es emplear un recipiente de vidrio esterilizado, que podamos cerrar herméticamente, y lo vamos a reservar en la nevera un vez que se haya enfriado a temperatura ambiente. Este dulce de kiwi lo podremos consumir incluso semanas después de haberlo preparado si lo conservamos así, para utilizarlo como acompañamiento de otras recetas.